• Flock of wintering Barnacle Goose(branta leucopsis)in wadden Sea,East Frisia,lower saxony,Germany

#ADNCLOUD

Innovación en la sociedad digital

Categorías

Puerto VPN, qué puertos abrir y recomendaciones

puerto vpn
Tiempo de lectura: 3 minutos

Para las empresas actuales tener acceso a un puerto VPN resulta fundamental, en especial debido a la manera en la que pueden utilizarlos con la intención de transmitir información de una manera segura utilizando diferentes máquinas y redes de conexión. Su uso es común, aunque en ocasiones nos falta información sobre lo necesario para sacarle partido, como qué puertos abrir o qué recomendaciones tener en cuenta para no cometer ningún tipo de error. De todo ello vamos a hablar en las próximas líneas.

New Call-to-action

¿Qué puertos tenemos que abrir?

Uno de los errores comunes que se suelen cometer en lo relacionado con el uso de las VPN es creer que solo hay un puerto destinado a ello. En realidad no es así, dado que hay distintos puertos que sirven para esta función, dependiendo todo de cómo se encuentre configurado el firewall y el router que tengamos en nuestra red. Por lo tanto, habrá que tener información añadida para saber cuál es el puerto que tenemos que abrir en nuestro caso concreto. Si utilizamos el protocolo L2TP, tendremos que tener en TCP habilitado el puerto número 1701. Por su lado, si nuestro caso es el de usar OpenVPN, el puerto que tenemos que abrir es el número 1194 UDP. Los usuarios que utilicen Windows con SSTP tendrán que abrir el puerto TCP 443 y en el caso de usar IPSEC, L2TP e IKEv2, habrá que realizar la apertura de los puertos 500 y 4500 de UDP. Quienes todavía estén anclados en el uso de PPTP, aunque no es frecuente, tendrán que tener habilitado el puerto 1723 en TCP.

El uso de los puertos para abrir las conexiones VPN no tiene mayor complicación que conocer cuál es el puerto conveniente para ello, por lo que no debería haber problemas para que lo consigamos. No obstante, os recomendamos aplicar algunos de los consejos y recomendaciones que compartimos con vosotros a continuación.

Recomendaciones para la apertura de puertos

Primer factor a tener en cuenta y recomendar es que tenemos que tener cuidado con la forma en la que abrimos los puertos. Lo que hemos comentado antes en relación a la manera en la que se deben abrir los puertos dependiendo de nuestra configuración es muy importante, dado que no sirve la técnica de “abro todos los puertos y así seguro que funciona”. El principal motivo de ello reside en que cuando abrimos los puertos de nuestra configuración estamos aumentando las vías por las que podemos sufrir ataques, por lo que es recomendable mantenerlo todo controlado al mínimo detalle.

Es importante que antes de configurar la VPN sepamos cuáles son las necesidades que tenemos en la actualidad y que hagamos un ejercicio de previsión sobre lo que necesitaremos en el futuro. El conocimiento en el terreno informático es crucial para que estemos preparados ante cualquier tipo de contratiempo. También resulta necesario que diseñemos la VPN con dedicación y que nos aseguremos de que todos los elementos que forman parte de la misma estén en sintonía. Teniendo todo esto en cuenta elegiremos un servicio de VPN conveniente que cumpla con lo que necesitamos ahora y lo que necesitaremos en el futuro.

Y antes de pasar a un estado de uso completo en el que dependamos de la VPN de forma constante, deberíamos realizar pruebas exhaustivas con servidores y firewalls. De esta manera podremos anteponernos a todo tipo de situaciones que para algunas empresas podrían ser drásticas y muy peligrosas. Por este mismo detalle siempre es importante que comencemos con el uso de la VPN con calma y que poco a poco vayamos extendiendo nuestra presencia en este tipo de red a medida que la tengamos más tomada de la mano.

New Call-to-action

Entradas relacionadas

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.