programas de base de datos
Tiempo de lectura: 4 minutos

La tecnología de computación en la nube se convierte en un estándar cuando se habla de desarrollar aplicaciones y programas de base de datos hoy en día. En la actualidad, no sólo existen tecnologías de computación en la nube para casi todas las arquitecturas que se puedan imaginar, sino que los proveedores de servicios cloud también compiten por ofrecer el servicio más completo, al mejor precio.

Pero, ¿cómo diferenciar cuál es la oferta que más conviene al negocio?

Programas de base de datos en la nube: ¿IaaS o PaaS?

En términos generales, tanto IaaS como PaaS ahorran mucho tiempo cuando se trata de implementar y servir aplicaciones. Pueden ejecutarse simplemente con un clic y, generalmente, se paga por uso. El escalado de sus servidores se puede hacer de forma manual o incluso automática mediante el uso de API cuando se produce un pico en el tráfico.

Sin embargo, cuando se trata de escoger la mejor opción para tus programas de base de datos hace falta conocer más en profundidad IaaS y Paas.

IaaS (Infraestructura como servicio)

La IaaS, infraestructura-como-servicio, se refiere a una solución de bajo nivel, como la que proporcionaría un servidor Linux Ubuntu sin nada instalado en él. Precisamente debido a ello, este tipo de soluciones no sería recomendable para empresas que no cuenten con los perfiles adecuados, que son:

  • Desarrolladores muy preparados.
  • Profesionales con experiencia en el diseño, configuración y seguridad de la infraestructura de servidores en todos los aspectos.

Los servicios IaaS brindan flexibilidad y escalabilidad en el futuro, y es muy probable que este sea el camino a seguir cuando se diseña una aplicación. Sin embargo, no hay que olvidar que este enfoque requiere, al menos, un desarrollador que reúna este conjunto de habilidades mencionadas, de lo contrario, el producto puede involucionar, en vez de evolucionar, y ganar en confusión.

PaaS (Plataforma como servicio)

La PaaS, plataforma como servicio, se refiere a un entorno gestionado y completamente mantenido que está oculto bajo una capa de abstracción, la cual suele pasar desapercibida a ojos del usuario. En este caso, el proveedor de la nube es quien se encarga de mantener los servidores necesarios para las operaciones, y obtiene bases de datos de alto nivel para almacenar sus datos, servicios de autenticación de usuarios, endpoints para aplicaciones del lado del cliente y todo lo necesario para asegurar el buen funcionamiento de los programas de base de datos.

Este enfoque es mucho más fácil y rápido de obtener y utilizar, y típicamente satisface la mayoría de las aplicaciones básicas. No obstante, hay que tener en cuenta que para arquitecturas más complejas puede no ser suficiente.

Cómo elegir proveedores de IaaS o PaaS

A la hora de elegir proveedores de IaaS o PaaS para tus programas de base de datos necesitas tener en cuenta aspectos como los siguientes:

  • Características: cómo de amplia es la gama de tecnologías, integraciones y posibilidades de computación en la nube disponibles para las próximas generaciones de la aplicación. Para crear una escala, hay que asegurarse de que el proveedor cloud elegido pueda respaldar la aplicación en los próximos años.
  • Precios: conviene revisar los modelos de precios disponibles, niveles gratuitos y transparencia de precios. Se trata de buscar el mayor valor posible al menor precio. Obtener más por menos debería ser una máxima en lo que respecta a la gestión de programas de base de datos.
  • Facilidad de uso: hay que evaluar la velocidad a la que un desarrollador con algo de experiencia podría construir una arquitectura de nube básica y desplegar su aplicación, la facilidad con la que podría avanzar en base a iteraciones sobre la arquitectura de nube existente y cómo sería la curva de aprendizaje para principiantes.
  • Tutoriales y asistencia técnica: la disponibilidad de recursos en línea para ayudar a comenzar a trabajar con diferentes servicios, así como a la accesibilidad del soporte y atención al cliente son aspectos que deben tenerse en cuenta en la elección cloud.

Amazon Web Services, Google Cloud, DigitalOcean, Microsoft Azure, IBM Cloud o Heroku se encuentran entre los proveedores de servicios cloud más populares. ¿Ya sabes cuál es el que más te conviene elegir para tus programas de base de datos?

Créditos fotográficos: Jirsak