ADN Cloud

Innovación en la sociedad digital

Categorías
New Call-to-action

¿Por qué es seguro guardar en la nube mis datos?

guardar en la nube
Tiempo de lectura: 3 minutos

Cada día son más las empresas convencidas de las ventajas de guardar en la nube sus datos. Estas empresas tienen claros los beneficios en términos de agilidad, escalabilidad y ahorro de costes.

Sin embargo, la seguridad sigue siendo una preocupación que no muestra signos de disminuir. Según una encuesta de Crowd Research Partners, nueve de cada diez profesionales de ciberseguridad declaran estar preocupados por la seguridad de la nube. Los tres principales retos individuados son la protección contra la pérdida y fuga de datos, las amenazas a la privacidad de datos  y las violaciones de la confidencialidad.

No guardar en la nube tus datos es arriesgado

Aún así, las evidencias demuestran que no guardar en la nube nuestros datos es muy arriesgado. Cada día aumentan las amenazas tantos externas como internas, y las consecuencias de sufrir un ataque o una perdida masiva de datos pueden llevar a nuestra empresa a la quiebra.

  • Los ciberataques se vuelven más frecuentes y sofisticados y explotan las vulnerabilidades informáticas que no somos capaces de detectar o prever.
  • El ciberespionaje es una tendencia en alza, y puede suponer la pérdida o el revelado de información crítica sobre nuestros secretos industriales o nuestros clientes.
  • No hay que tampoco olvidar a los incidentes físicos y a los desastres naturales, que pueden afectar tanto a nuestras oficinas, como a la información guardada en los dispositivos allí ubicados.
  • Finalmente, conviene tener en cuenta el factor humano, ya que a menudo, personal poco concienciado sobre precauciones de seguridad son la puerta de entrada a malware que pueden afectar a toda la organización.

Por qué guardar en la nube es más seguro

A pesar de las preocupaciones que despierta el Cloud, guardar en la nube sigue siendo más seguro que no hacerlo. Una reciente estudio de Alert Logic pone en evidencia que las empresas que guardan sus datos en sus instalaciones físicas experimentaron un 51% más de incidentes de seguridad que las que confían en la nube pública.

Esto es fácilmente entendible, si tenemos en cuenta que los grandes proveedores Cloud tienen mucho más recursos para dedicar a la seguridad que una pequeña empresa. Además, tienen todo el interés de ofrecer servicios seguros a sus clientes. Estos proveedores:

  • Disponen de mejores recursos humanos, técnicos y económicos para hacer frentes a amenazas. Además de poder invertir en las mejores soluciones de seguridad, pueden dotarse de profesionales y expertos inaccesibles a pequeñas empresas.
  • Pueden asegurar más seguridad física para sus centros de datos, implementando medidas avanzadas de control de acceso, sistemas de recuperación frente a incidentes y una gestión mucho más cuidadosa de sus activos.
  • Proporcionan más confidencialidad, al implementar cifrado de datos y otras medidas de control de acceso no autorizado.
  • Aseguran un mejor control de acceso a los datos gracias a protocolos de seguridad implementados en las API o a través de canales encriptados.
  • Garantizan un alto nivel de disponibilidad gracias a la redundancia de sus sistemas, lo que asegura protección frente a fallos físicos de componentes concretos.
  • Garantizan un mayor cumplimiento normativo, al tener mayores recursos para poder estar al tanto de los cambios legislativos como la introducción del nuevo Reglamento Europeo de Protección de Datos.
  • Disponen de estándares de seguridad más altos, al realizar constantemente Auditorías, controles y certificaciones de seguridad.

Finalmente, aunque un proveedor en la nube gestionará nuestros datos mejor de cómo lo podamos hacer nosotros, siempre hay que extremar precaución y estar todo el tiempo informado sobre las condiciones de servicio, para elegir el proveedor más adecuado. Es importante entender que guardar en la nube nuestros datos no significa dejar de preocuparnos por ellos, sino asumir que la responsabilidad es compartida entre nosotros y nuestro proveedor.

New Call-to-action

Entradas relacionadas

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.